Rodin

Portada de Rodin

Sinopsis de Rodin



Heredero de los preceptos de la Antigüedad y de Bernini, Auguste Rodin (mil ochocientos cuarenta – mil novecientos diecisiete) recibió una indiscutible repercusión de M. Ángel, particularmente, por su obra Los esclavos. Y como M. Ángel, Rodin gozó de fama y fortuna (doctor honoris causa y miembro de la Legión de Honor, entre otras muchas), si bien algunos escándalos y polémicas mancharon su reputación: sus estatuas de Víctor H. y de Balzac fueron rechazadas y El beso fue considerada demasiado erótica. No obstante, pese a tener muchas amantes y de haberse encaprichado con su estudiante Camille Claudel, quien esculpía el cuerpo femenino mejor que absolutamente nadie, pleno de realismo y sensualidad, Rodin prosigue siendo entre los artistas más determinantes en la estatua del siglo veinte. “Venus y E. son palabras demasiado simples para describir la belleza de la mujer”. (Rodin) Este libro revela la vida de Rodin, a través del estudio de sus obras más conocidas, como Las puertas del averno, El pensador y El beso.