Preso pero libre

Portada de Preso pero libre

Sinopsis de Preso pero libre



El dieciocho de febrero de dos mil catorce el líder de Voluntad Popular, L. López, se entrega a las autoridades venezolanas. Le acusan, sin pruebas ni testigos, de ser el responsable intelectual de la violencia liberada tras las manifestaciones del doce de febrero en Caracas, que se saldaron con múltiples jóvenes asesinados.  Es recluido en prisión precautoria y, un año y medio más tarde, en el mes de septiembre de dos mil quince, los tribunales del régimen de Maduro le condenan, en un juicio sin garantías, a 13 años, 9 meses, 7 días y 12 horas de cárcel. Este es el diario inédito y furtivo de L. López, preso político y preso de conciencia, desde la cárcel militar de Ramo Verde. Las conversaciones con otros presos, de manera frecuente desde detrás de los barrotes; las visitas de su mujer, Lilian Tintori, que se ha transformado en su voz en el exterior, y de sus 2 hijos; la huelga de apetito que emprende; las incautas violentas, las largas jornadas de soledad, sus reflexiones… Todo ello conforma un vibrante testimonio de la resistencia pacífica de López a un régimen vil, a una dictadura disfrazada de populismo que puede tener los días contados.