Las riquezas verdaderas

Portada de Las riquezas verdaderas

Sinopsis de Las riquezas verdaderas



Las riquezas verdaderas es una apasionada y sólida denuncia de la sociedad contemporánea, de aquellas obligaciones y mecanismos, tantas veces inútiles, que abarrotan y al tiempo vacían nuestras vidas. Y una reivindicación, por ende, de los placeres sencillos mas auténticos de la tierra. Con una inteligencia y una prosa sobrecogedoras, Giono contrapone la pseudoabundancia de nuestras urbes, generadora de tanta frustración, con las riquezas verdaderas de la vida simple, vinculada a la naturaleza y los espacios rurales. Y, evidentemente, Giono sabe bien de lo que habla, puesto que este libro fue escrito como testimonio de un proyecto de insubordinación comunitaria que él mismo creó junto a aquellos amigos que decidieron desamparar París como él y iniciar una nueva vida en un val de la Provenza. Así, a medio camino entre el ensayo y el relato en primera persona, Giono escribe a mayor gloria del sol, la tierra, las colinas, el viento y los arroyos «que irrigan con más violencia que jamás mis venas y mis arterias», recreando un movimiento de oposición que se abstiene de participar en los abusos de la llamada «civilización» y en la construcción de sus bárbaros palacios e instituciones. ¿Acaso podría ser también un manifiesto ecologista? Quizás, pero un manifiesto siempre y en toda circunstancia más poético que electoral, y también más dinámico que retórico, puesto que sus páginas se despliegan con una potencia tal que es imposible salir de ellas indemne, tocado en el mejor sentido, capaz de repente de mirar el mundo y la naturaleza desde otro ángulo y actuar en consecuencia. Un libro hermoso en el sentido hondo del adjetivo, enternecedor y espléndido, en el que no caben aderezos y que nos habla sin concesiones sobre ese otro modo de morar la tierra.