Gregario (2016)

Portada de Gregario (2016)

Sinopsis de Gregario (2016)



Charly Wegelius, natural de Finlandia mas criado en York, Gran Bretaña, fue uno de los corredores británicos más reputados del pelotón internacional, donde rodó como profesional a lo largo de la primera década de este siglo. Como profesional, jamás ganó nada. Como tantos otros corredores que no se vistieron de amarillo o bien no subieron jamás a un pódium, su trabajo era el de gregario: asistir a su jefe de filas a ganar, incluso cuando esto supusiese abandonar a cualquier opción de victoria o bien gloria personal. Era un «soldado raso» y luchó para abrirse camino en uno de los deportes más duros y exigentes que existen. “Gregario” es un testimonio alucinante, franco y duro del auténtico planeta del ciclismo profesional: el auténtico, el de los hoteles de mala muerte, el de los sueldos bajos y la inseguridad laboral, el de las caídas a toda velocidad que hacen peligrar una carrera, el de los problemas del que sabe que jamás llegará a resaltar y cuyo nombre no pasará a las historia. Mas, sobre todo, esta autobiografía es un canto excelente al sueño de un hombre: el de un corredor de pura cepa que jamás se dopó —cuando muchos otros de su ambiente sí lo hacían— y que llevó su cuerpo más allá del límite del dolor, sacrificando una juventud para ver hecho realidad su sueño de niñez, cuando, de niño, estudiaba maravillado los mapas del sur de Francia por donde se corría el Tour.